domingo, 25 de septiembre de 2016

Mujeres de la Región Caribe le cantan a la Paz en Barranquilla

Mujeres de la Región Caribe le cantan a la Paz en Barranquilla




domingo, 18 de septiembre de 2016

Jornadas Pedagógicas sobre Acuerdos de Paz

Jornadas pedagógicas sobre acuerdos de Paz dinamizadas por la Red de Mujeres del Caribe - seccional Atlántico y Red Caribe por la Paz en los municipios de Campo de la Cruz, Palmar de Varela, Santa Lucía, Baranoa y Repelón.








Artículos escritos por Yusmidia

Los  y las invitamos a leer los siguientes artículos escritos por una de nuestras fundadoras Yusmida Solano Suarez:


1. Articulo "Reflexionando desde adentro: periodización de la acción, organización
y protagonismos del movimiento de mujeres y los feminismos en el
Caribe colombiano (siglos XX Y XXI)",  está publicado en el libro "Cambios Sociales y Culturales en el Caribe colombiano: perspectivas críticas de las resistencias", de la Universidad Nacional de Colombia Sede Caribe, año 2016.

2. El artículo "Contribuciones feministas al análisis de las periodizaciones en la historiografía de las islas de San Andrés, Providencia y Santa Catalina (Caribe insular colombiano) está publicado en la Revista Cuadernos del Caribe No.17, primer semestre de 2014.

3. El Articulo  "Eurocentrismo y sexismo en la historiografía sobre los pueblos originarios de Abya Yala: hallazgos al investigar las relaciones de género en la civilización Zenú", fue publicado por la Revista Memorias,  No.14, en junio de 2011.

4. El artículo "El 15-m: la juventud española ensaya ese otro mundo ya posible" fue publicado por la Revista digital Ecosofía, No.1,  en enero de 2013.


lunes, 12 de septiembre de 2016

DEBATES con ROSA: COLOMBIA – Los retos de la paz


Los y las invitamos a leer tres posturas frente los acuerdos de paz, tomado desde la página de Fundación Rosa Luxemburg


DEBATES con ROSA: COLOMBIA – Los retos de la paz


Quito, 07 de septiembre – A continuación juntamos  tres puntos de vista acerca del Acuerdo de Paz que se acaba de firmar el 24 de octubre entre las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC) y el Gobierno Colombiano en La Habana, Cuba, y que ha despertado muchas esperanzas en Colombia y en todo el mundo. Para aportar a la construcción de esa paz que anhelamos desde y para Colombia, y que también depende mucho del apoyo y la vigilancia desde los países vecinos, en la región y la comunidad internacional necesitamos informarnos sobre los retrocesos y los avances de estos procesos.

El primer texto es un comunicado del Congreso de los Pueblos, uno de los movimientos sociales y políticos más consolidado y diverso en Colombia, que ve el Acuerdo como una oportunidad histórica y plantea los retos para los movimientos sociales y el gobierno.



Seguimos con un análisis del periódico colombiano El Espectador sobre los riesgos para los defensores de derechos humanos en el posconflicto. Con base  en un informe de la organización Somos Defensores, el reporte contiene información detallada que podría servir para conocer más a fondo los riesgos con el fin de desarrollar estrategias para contrarrestarlos.




El tercer aporte es del padre Javier Giraldo, reconocido defensor y promotor de los DDHH y la paz en Colombia, quien aún antes de la firma analizaba muy preocupado las limitaciones y contradicciones de ese proceso, sobre todo con respecto a actores armados, la represión y el modelo económico injusto.

miércoles, 7 de septiembre de 2016

En el plebiscito decimos: ¡Otra democracia sí!



En el plebiscito decimos: ¡Otra democracia sí!

Recogiendo el sentir de activistas, colectivos y expresiones organizativas territoriales, los abajo firmantes acordamos impulsar unitariamente una actividad y campaña por el 'sí', en el plebiscito del próximo 2 de octubre.


El anuncio del "Acuerdo final" entre el gobierno de Juan Manuel Santos y las FARC-EP abre la posibilidad de cerrar un ciclo de guerra que suma ya 52 años. Sin embargo, sabemos que para hablar de una terminación del conflicto armado aún falta que avance el proceso de negociación con el Ejército de Liberación Nacional y haya escenarios de reconocimiento y diálogo con el Ejército Popular de Liberación. ¡Aún falta camino para construir la paz!


En efecto, sin la suficiente participación de la sociedad y de la voz que guardan los siempre excluidos, quedan varios interrogantes con respecto a la voluntad para cumplir los acuerdos por parte de la clase política tradicional, del sector financiero, de los terratenientes y de lo poderes económicos locales e internacionales.


No obstante, si bien los acuerdos entre el gobierno y las FARC-EP no recogen la agenda de paz que viene impulsando el movimiento social, contienen iniciativas frente a los derechos de las víctimas y la sociedad al esclarecimiento de la verdad, la justicia y reparación; a la problemática agraria y el acceso a la tierra; a los cultivos de uso ilícito; y a las garantías para la participación política. Estos aspectos, puestos en el debate público, abren una posibilidad a las luchas del pueblo para transformar y continuar en su empeño por el buen vivir, la autonomía y la democratización de la sociedad.


Dentro de la nueva situación política, la campaña del plebiscito genera controversia y muchas posiciones enfrentadas. De una parte, nos encontramos quienes promovemos el 'sí', con diferencia de la postura oficial, que legitima la gestión del presidente Santos, y la de los movimientos que buscamos transformaciones estructurales de la sociedad colombiana.


De otro lado, están quienes impulsan el 'no', ya sea desde la orilla guerrerista del uribismo o desde una franja popular que no confía en pactos con los gobernantes de siempre. Allí también se encuentran muchos que cargan resentimiento ante los errores y equivocaciones de la insurgencia.


Por último, están quienes impulsan la abstención activa o la anulación del voto, invocando una asamblea nacional constituyente, y, de otro lado, amplios sectores de la población que no suelen votar o son apáticos a la actividad política. Estamos ante un panorama difícil.


Aunque el 'sí' no está a pedir de boca, hemos acordado impulsar nuestra actividad y campaña bajo las siguientes consideraciones:


1. Nos distanciamos radicalmente del proyecto político y económico del gobierno de Juan Manuel Santos. Nos oponemos a su modelo extractivista y de especulación financiera porque profundiza la desigualdad y la sobreexplotación, y afecta social y ambientalmente la vida en su conjunto, en beneficio de los grandes monopolios nacionales y extranjeros.


2. Si bien es cierto que cesan oficialmente las hostilidades entre el Estado y las FARC-EP y que el número de víctimas ha disminuido, preocupa que no está cercano el fin de las acciones criminales de los grupos paramilitares ni de sus cómplices en el Estado, estructuras mafiosas que ejercen control territorial con sus códigos de la infamia. Asimismo, están por verse las verdaderas garantías a las libertades de expresión, organización, protesta social y oposición.


3. Es fundamental reiterar que las iniciativas, sueños y proyectos por los que millones han luchado en Colombia todavía son expresión del conflicto social como parte de las agendas populares de reivindicación política. En consecuencia, seguiremos luchando para transformar las condiciones de vida de los territorios urbanos y rurales en armonía con la naturaleza, abriendo el debate político sobre el modelo de desarrollo, la distribución de los bienes comunes y la equidad.


En estos momentos, la energía, capacidad y creatividad popular deben fortalecer la organización social y política, sus acumulados territoriales y sus aprendizajes. Nuestro compromiso es el de fortalecer proyectos comunes que forjen alternativas de poder popular. Contamos con la capacidad, la convicción y la fortaleza para construir un nuevo país desde la participación plural, diversa y equitativa de mujeres, grupos étnicos, 

jóvenes, trabajadoras, pobladores urbanos, entre otros 

¡Otra democracia es posible!


FIRMANTES: Red de  Mujeres del Caribe - RMC  Coalición de Movimientos y Organizaciones Sociales de Colombia - Comosoc Movimiento por la Defensa de los Derechos del Pueblo - Modep Equipo Desde Abajo Agenda Caribe Amautas: Pedagogía Crítica y Formación de Sujetos, Universidad Distrital Francisco José de Caldas Asamblea Permanente de la Sociedad Civil por la Paz Asociación Ambiental Por la Vida de Boyacá Asociación Campesina Popular - Asocampo Asociación Comunitaria Nueva Esperanza Asociación de Campesinos sin Tierra de Sincelejo Sucre - Acatiss Asociación de Campesinos y Comunidades sin Tierra del Cesar Asociación de Consejos Comunitarios y Organizaciones Étnico Territoriales de Nariño - Asocoetnar Asociación de Cultivadores de Frutales La Morenita Asociación de Docentes y Trabajadores de la Educación de Sucre - Asodes Asociación de Guardianes de La Sierra - Asogiasierra Asociación de Jóvenes Trabajadores y Trabajadoras de la Economía Informal - Asoinformal Asociación de Mujeres Rurales de Coloso - Amucol Asociación de Productores de Avanzada por el Desarrollo Agropecuario - Asoprovandes Asociación Innovadora Tubérculos Andinos Boyacá - Aitab Asociación para el Desarrollo Ambiental y Sostenible de Coloso - Asodesco Asociación por la Defensa de los Derechos de los Hijos del Pueblo - Addhip Asociación por la Dignidad y los Derechos Agrarios - Digniagrarios Católicas por el Derecho a Decidir Colombia Centro de Formación y Empoderamiento de La Mujer Ambulua Ciudadanas Autónomas Colectivo de Abogadas de Cartagena Colectivo de Expresión Juvenil Kirius Colectivo Popular Música y Resistencia Colectivo Rebeldía Diversa Colectivo Suamena Boyacá Comisión Claretiana de Justicia, Paz e Integridad de la Creación Colombia Ecuador Comité de América Latina y el Caribe para la Defensa de los Derechos de la Mujer - Cladem Comité Sindical Clasista del Corredor Minero Cesar La Guajira Magdalena Atlántico Comités de Obreros y Trabajadores Ignacio Torres Giraldo Corporación Arazá por la Justicia Social y Ambiental Corporacion Ceeniug Corporación Claretiana Norman Pérez Bello Corporación Colectivo de Derechos Humanos Tierra de Todos Corporación de Derechos Humanos Guasimí, Nariño Corporación de Mujeres Cordobesas Corporación Escuela Sindical y Popular Ignacio Torres Giraldo Corporación para la Educación y Autogestión Ciudadana CEAC Barranquilla Corporación por el Desarrollo, la Paz y la Protección Ambiental - Codepam Corriente Nacional Nuevos Maestros por la Educación Escuela Mario González Escuela Popular Akana Warmi Qhispicay Federación Universitaria Nacional FUN - Comisiones Fundación Aguanile Fundación Casa de la Mujer Valledupar Fundación Escuela del Saber Fundación ExplorArte Fundación Familias Unidas Fundación IriArtes Fundación para la Comunicación y el Desarrollo Social - Fedesol Fundación Surcos Fundación Vida Digna, Buenaventura Generación Terranova Grupo Derecho y Política Ambiental, Universidad Nacional de Colombia Grupo Ecuménico de Mujeres Constructoras de Paz - Gempaz Grupo Guillermo Fergusson Grupo Raíces, Irlanda Huellas Africanas Iglesia Apostólica Guadalupana Mesa Ecuménica por la Paz Minga Urbana Bakatá Organización de Autoridades Indígenas Wayúu Araurayú Organización de Autoridades Indígenas Wayúu Painwashi Organización de Mujeres Olla Comunitaria de Montería Organización de Mujeres del Suroriente de Montería Organización Juvenil Rastros Organización Toumain Red Caribe por la Paz Red de Mujeres Afrolatinas, Afrocaribes y de la Diáspora capítulo Colombia Red de Mujeres del Caribe Colombiano Red ¡Párala Ya! Nada Justifica la Violencia contra las Mujeres Valledupar Red Rojo y Violeta Revista Viento del Sur Servicio de Paz y Justicia en América Latina Sindicato de Trabajadores de Uniminuto - Sintrauniminuto Sintraime seccional Soledad (Atlántico) Sintramienergética Seccional Codazzi (Cesar) Unión Sindical de Trabajadoras de los Hogares de Bienestar - Ustrahbin Córdoba Wayuumunsurat Mujeres Tejiendo Paz. 

RED DE MUJERES DEL CARIBE FRENTE A LOS DIÁLOGOS DE PAZ GOBIERNO – FARC-EP




RED DE MUJERES DEL CARIBE FRENTE A LOS DIÁLOGOS DE PAZ GOBIERNO – FARC-EP

·      Se invita a las organizaciones sociales a blindar el proceso de paz y a constituirse en coadyuvantes y corresponsables de este proceso, necesario para todas las colombianas  y colombianos. Reivindica también, la participación en el Consejo Nacional de Paz.

El Caribe colombiano, septiembre de 2012. La Red de Mujeres del Caribe (RMC) saluda la iniciativa de los Diálogos de Paz y la firma de la agenda para la negociación entre el Gobierno Nacional y las FARC-EP, que tienen como propósito la búsqueda  de una salida negociada al conflicto armado interno que afecta al país y a sus ciudadanos y ciudadanas desde hace más de cinco décadas. Consideramos que en hora buena, el gobierno colombiano y las FARC-EP han optado por una alternativa diferente a la guerra, que ha ocasionado tanto dolor al pueblo colombiano.

Desde el Caribe colombiano esperamos con optimismo que este loable intento por superar la guerra que nos ha afectado de diversas formas a quienes habitamos este amado país, y de manera cruenta a las mujeres, víctimas por excelencia de la violencia implícita en las diversas manifestaciones del conflicto, derive en la tan ansiada paz y reconciliación del país.

Consideramos de trascendental importancia la participación de la sociedad civil en este proceso, teniendo en cuenta los temas contenidos en el “Acuerdo general para la terminación del conflicto y la construcción de una paz estable y duradera”. Desde la sociedad civil, las ciudadanas y ciudadanos involucrados con los movimientos sociales en la búsqueda de un mejor país, habitantes de territorios atravesados por el conflicto, y comprometidos con la alternativa de la paz, tenemos grandes aportes que hacer a este proceso, que tal como lo plantea la Agenda, debe abarcar diversos aspectos.

En consecuencia, se requiere de espacios y mecanismos que permitan esa participación, que recojan las otras miradas, los análisis, aportes y propuestas en las cuales se refleje el querer de la sociedad en torno a la construcción de la paz. En tal sentido, el  marco para la paz debe responder a los intereses del país consultado con sus  ciudadanos y ciudadanas.

La construcción de la paz está signada por cambios políticos, sociales y económicos, y pasa por el abordaje de aspectos tan trascendentales en este proceso como es el de la reparación a las víctimas por sus pérdidas materiales e inmateriales. De igual manera, es preciso incluir el tema del ordenamiento territorial, teniendo en cuenta que éste se ve afectado por el conflicto armado a nivel nacional, regional y local.

La Red de Mujeres del Caribe, que ha venido abanderando el proceso de Regionalización del Caribe Colombiano, enfatiza con el maestro Orlando Fals Borda (q.e.p.d), que el establecimiento de Provincias y Regiones como unidades territoriales será una contribución a la paz y al progreso porque articulan una visión macro y ayudan a resolver problemas mayores que inciden en los conflictos, y que los Municipios y Departamentos solos son incapaces de resolver. La paz, que va más allá del silenciamiento de las armas, que implica justicia social, requiere a su vez del acceso democrático y equilibrado a la tierra productiva, reordenada  para la paz.  Y en esto la Agenda tiene un espacio en su punto 1: Política de desarrollo agrario integral; es en este punto en donde como región tenemos que sentar nuestros puntos de vista y aportar para que la visión de región y su relación con la paz sea tenida en cuenta.

Reivindicamos la participación en dos espacios precisos dedicados al debate y análisis de las temáticas pertinentes a la construcción colectiva de la paz: el de las organizaciones sociales y el del Consejo Nacional de Paz, creado a través de la Ley 434 de 1998, la cual establece que en la estructuración de la política de paz, que es una política de Estado, permanente y participativa, deben colaborar además de los órganos del Estado, las formas de organización, acción y expresión de la sociedad civil. De tal manera que esta Ley determina que en el Consejo Nacional de Paz tienen asiento, entre otros, los representantes de la sociedad civil, sindicatos, campesinos, indígenas, comunidades negras, sectores económicos, una representante de las organizaciones cuyo objeto sea la protección y defensa de los derechos de las mujeres, dos representantes de las organizaciones que trabajan para el logro de la paz, y dos representantes de las organizaciones no gubernamentales que trabajan por la promoción y la defensa de los derechos humanos.

Invitamos entonces a las demás organizaciones sociales a blindar el proceso de paz, y a protegerlo de quienes absurdamente le apuestan a su fracaso; aportarle, desde nuestra experiencia y conocimientos, al debate de los varios temas de la Agenda, proponer los que a bien consideremos necesarios para complementar el mapa de la paz nacional. Constituyámonos en coadyuvantes y corresponsables de este proceso tan necesario para todas las colombianas  y colombianos.

Queda sentado de esta manera, nuestro compromiso en torno a la construcción de la paz en Colombia, edificada como proceso colectivo y concertado, que consulte y refleje también los intereses de la mayoría de la población, tradicionalmente excluida del poder, y de esta en las regiones.

 
Región Caribe Colombiana, septiembre de 2016


Para conocer más información sobre los acuerdos, te invitamos a leer los siguientes documentos

Acuerdo Final